EL HOMBRE QUE PUDO SER REY DE RUDYARD KIPLING

Reseña bibliográfica:

El hombre que pude ser rey y otros relatos 
de Rudyard Kipling

Este libro que acabo de leer es interesante. De lectura muy agradable.  Lo compré en formato bolsillo, como todos los que compro de un tiempo a esta parte para aprovechar ratos muertos —  una de las ventajas de   leer, además del placer que produce  es el de  permitir disfrutar  del tiempo aislándose uno del entorno, un tiempo que de otro modo se escaparía en balde, al menos hasta que se invente la hucha del tiempo...—.  Del autor, Rudyard Kipling solo había leído, como casi todo el mundo,  su maravillosa colección de relatos   "El libro de la selva" con esos personajes tan entrañables como el oso baloo, Mowli el cachorro humano y la malvada serpiente Ka,  que todos los de mi generación, anteriores y posteriores conocen sobradamente.
El libro del que  les hablo —escribo—  es una colección de seis relatos. El que da nombre al libro "El hombre que pudo ser rey"  ha sido llevado a la gran pantalla en una película dirigida por John Ford en 1975 y protagonizada por Sean Connery y Michael Caine. Una magnífica película de aventuras nominada a cuatro óscar y de las últimas de acción antes de la aparición de los fenómenos "George Lucas y Steven Spielber" . Esta película, decía,  hasta la desaparición de la cadena de televisión "La Sexta 3" la emitían  de cuando en cuando. Una lástima, que para cumplir una sentencia judicial  la hayan cerrado.  ¿Qué daño podría hacer que muchos ciudadanos encontrásemos un pequeño refugio en la televisión?, pero con la política tan extendida  de darle toda la rasca que se pueda al sufrido ciudadano esto es lo que hay: nada. Bien —a lo que iba—. Además de este relato,  que a medida que lo iba leyendo me hacía recordar la película y lo fielmente que se ceñía ésta al texto, el relato  que pone broche  el libro me ha impactado.  Cargado de emotividad. Recuerda sin duda la infancia del autor y el hecho de que pasó una parte de su infancia con su hermana en Inglaterra, lejos de sus padres que se quedaron en la India. Este relato, llamado "Bala, bala, oveja negra" ha hecho ponerme la carne de gallina. Otro relato maravilloso es "La puerta de los cien pesares" que describe muy bien el mundo de los fumadores de opio. En los relatos "El rikshaw fantasma" y "La extraña galopada de Morrowbie Jukes" el lector avanza rápido las páginas movido por la intriga de como acabarán las historias.
Todos estos relatos tienen el nexo común de estar ambientados en la India, donde los oficiales del ejército del imperio británico siempre están presente  y el  estar llenos de una cierta intriga que incita a, una vez empezadas las historias que propone el autor, leerlas con avidez.
Portada y contraportada: El hombre que pudo ser rey y otros relatos

Ficha técnica:
Título: El hombre que pudo ser rey y otros relatos
Autor: Rudyard Kipling
Género: narrativa
Tapa blanda. Libro de bolsillo.
Páginas 192
Precio: 9,8 €
Editorial: Alianza editorial. Biblioteca de autor.
ISBN: 978-84-206-6411-8
Sobre el autor:
Rudyard Kipling

Rudyard Kipling nació un 30 de diciembre de 1865  en Bombay (India británica) y murió a los 70 años, un 18 de enero de 1936 en Londres.
Recibió el premio nobel en 1907 y renunció al título de Sir hasta en tres ocasiones en que se lo ofrecieron. También declinó el premio Nacional de poesía.  Fue el primer escritor británico en recibir el premio Nobel. Fue conocido como el "Escritor del imperio". Y sus restos mortales yacen en la abadía de Westminster.
Algunas de sus obras más conocidas son El libro de la selva 1894, que la escribió en Vermont (EEUU) donde residió después de casarte un tiempo  hasta 1896 y la novela de espías Kim (1901) llevada también al cine.
De pequeño era un lector impenitente y más tarde se ganó la vida como redactor en varias publicaciones y periódicos en la India donde escribía y publicaba también numerosos cuentos.  En sus primeras novelas el autor ponía un símbolo hindú (una sauvástica)  parecido a la esvástica nazi. Antes de que los nazis llegaran al poder en Alemania Kipling ordenó retirar de sus obras aquel signo hindú para evitar mal entendidos.

Comentarios

Entradas populares