ANATOMÍA DEL MIEDO

ANATOMÍA DEL MIEDO

RESEÑA BIBLIOGRÁFICA

Como muy bien dice el autor en las primeras líneas “De todas las emociones que amargan el corazón humano ―y son muchas―, la gran familia de la angustia, la timidez, la inquietud, el terror, la vulnerabilidad, es la que más me ha preocupado, y la experiencia me dice que no es una rareza mía”.
El miedo tiene una función biológica de carácter adaptativo muy importante. Nos prepara ante un peligro para huir o luchar. El código binario imperante en la naturaleza pero también para la resignación y la sumisión  ―y eso lo saben muy bien tanto  las dictaduras como los maltratadores―.
El mismo Spinoza decía que era terrible que el pueblo perdiera el miedo.  Ya se sabe que el miedo es  una emoción muy potente que ha sido  muy utilizada  desde la política y los gobiernos  para conducir a la humanidad. Especialmente a la más montaraz e indómita.
Pero el ser humano siempre aspira a más. Desea sobreponerse a los límites y superarlos y el miedo no es una excepción. La naturaleza humana es rebelde y también quiere superar el temor. De ahí que alguien con un carácter miedoso pueda comportarse con valentía.
El miedo es un sentimiento y como tal nace  del resultado de un balance que hacemos de manera consciente de nuestra situación. Si percibimos un peligro que amenaza nuestros deseos, lo vivimos como miedo.
El miedo tiene un componente subjetivo que depende del propio sujeto. Una persona cobarde verá peligros y amenazas por doquier y el otro componente es algo real inherente al hecho que se analiza. Podemos sentir miedo pero actuar valerosamente, pero con una valentía justa. Esa en definitiva sería la máxima aspiración para controlar la emoción del miedo.



 Hay miedos innatos y adquiridos. Los innatos permiten la supervivencia. Las crías de una especie para poder  sobrevivir, por ejemplo, las palomas  temen  al halcón sin necesidad de que sean atacadas por uno. Huyen de él desde el primer momento. Si necesitaran aprender el miedo, recibiendo el ataque del halcón la supervivencia de los individuos tendría serias dificultades. La especie humana también tiene miedos innatos, o al menos, una cierta repugnancia a determinados animales como ratas, serpientes y arañas, quizás porque en nuestro pasado evolutivo sufriéramos a dichos animales sin mucho con lo que defendernos.
El título deja bien a las claras  su propósito: diseccionar el miedo desde varios enfoques y  a partir de ahí, después de cartografiarlo y analizarlo, lanzar una propuesta que nos permita conducirnos superando al miedo y al mismo tiempo sirviéndonos de brújula para superarlo. Es decir, dotarnos de una valentía sabia y justa. Y en este camino sin quererlo habremos recorrido muchos siglos de reflexión a través de filósofos, como Aristóteles, Santo Tomas de Aquino,  Spinoza, y muchos escritores que radiografiaron sus miedos muy claramente como Kafka, Rilke y tantos otros.


FICHA TÉCNICA
TÍTULO: ANATOMÍA DEL MIEDO
SUBTÍULO: UN TRATADO SOBRE LA VALENTÍA
AUTOR: JOSÉ ANTONIO MARINA
GÉNERO: ENSAYO
PÁGINAS: 255
EDITORIAL: ANAGRAMA.  COLECCIÓN ARGUMENTOS. AÑO 2006.

ISBN: 84-339-6250-7

Comentarios

Entradas populares