HISTORIA DEL MUNDO CONTADA PARA ESCÉPTICOS

RESEÑA BIBLIOGRÁFICA:
HISTORIA DEL MUNDO CONTADA PARA ESCÉPTICOS
Este libro constituye un amena lectura para dar un repaso general pero agudo y certero   a la historia universal empezando desde el instante cero, es decir, del bing bang y terminado con unas reflexiones sobre la economía globalizada.  Muy didáctico y escrito con un gran sentido del humor. Con muchas perlas que te harán reflexionar y reír.  Tiene numerosas notas a pie de página  muy interesantes, casi tanto o más que el texto principal.
 El autor afirma que  uno de los presupuestos fundamentales de la historia del hombre como en la historia natural —añado yo— es  "La ley del más fuerte".  La historia del hombre es una historia de  poder. El que puede somete al resto y los débiles para ser protegidos, (del más fuerte o de otros) deben rendirle tributo y vasallaje. Una especie de padrino como  indica en el capítulo 10. Por otra parte, las religiones, según el autor, asentadas sobre  el miedo que le supone al hombre el ser conscientes de su propia finitud,   se han aliado con el poder terrenal de cada momento, estableciendo un binomio "Altar y trono" que se ha perpetuado en el poder en todas las civilizaciones y a lo largo de toda la historia  a costa del pueblo, naturalmente.  De no ser por esta unión,  la religión  no hubiera podido sobrevivir tantos siglos. Algo así como que  el chamán bendice al poderoso y éste le protege y financia.

Portada del libro

Un ejemplo cruento para ilustrar  eso de   "La ley del más fuerte" está en el capítulo 7.  Expresa  una idea  ya comentada con anterioridad en otra entrada del  blog: "Lo más peligroso para un homínido es otro homínido", y paso a transcribir literalmente:
"...Sus primeros pobladores (de Nueva Zelanda) fueron maoríes que se establecieron en ella hacia el año 1000. Unos siglos después, un grupo de ellos se mudó a las vecinas islitas Chatham (situadas a unos 800 kilómetros).
Durante siglos, los maoríes de Nueva Zelanda y los morioris de las Chatham (así los llamados para distinguirlos) evolucionaron separadamente, olvidados de la existencia del otro. Los maoríes, debido a la mayor riqueza de su hábitat, se hicieron agricultores, y los excedentes de los cultivos les permitieron desarrollar nuevas tecnologías, ejércitos, burocracias y jefes, lo que prestó  a sus poblados y tribus la fuerza y organización necesarias para disputarse los campos en feroces guerras. Los de las islas Chatham, por el contrario, como la tierra no les daba para más, no desarrollaron tecnología alguna y siguieron siendo pacíficos cazadores recolectores sin problemas de propiedad ni liderazgos suficientes para hacerse la guerra.
En 1835, un barco australiano de cazadores de focas informó a los maoríes de la existencia de las islas Chatham, donde <>.
Fue suficiente: al olor de la ganancia, una partida de novecientos maoríes armados desembarcó en las Chatham. Los morioris <> (Diamond, 1998, p.61)."
Casi nada este homínido...—Esto lo digo yo, no el autor del libro—.
En el capítulo 10 titulado "Pasando el cepillo" el autor expone otra idea principal de su opinión de la historia "Altar y trono"
"El hombre es el único animal que, en cuanto alcanza el uso de la razón, comprende que tiene que morir(...)Para consolarse de su propia muerte, el hombre desarrolló la creencia  en una prolongación de la vida más allá de la muerte. Tal pensamiento es absurdo y enteramente inverificable, lo admito, pero ha adquirido entidad de verdad incuestionable al transmitirse de padres a hijos (...) Ese desconsuelo nos impulsa a aceptar toda clase de fantasías ultraterrenas inventadas por la casta sacerdotal que vive de la credulidad ajena. Que el hombre, como la semilla enterrada, germine y renazca en alguna parte es la imperiosa necesidad que ha dado origen al gran negocio de las religiones.
¿Como ocurrió? La progresiva complejidad de los ritos propiciatorios demandó cierta especialización en las personas encargadas de realizarlos. No tardó en surgir el chamán o brujo, el gran embaucador designado por el jefe del poblado como intermediario entre los fieles y la divinidad. El gran embaucador le devuelve el favor al gerifalte declarándolo elegido por Dios para gobernar el poblado (...) La comunidad acata ovinamente los mandatos divinos, no faltaba más, puesto que el sacerdote se arroga el derecho de señalar lo que es grato a la divinidad, una decisión que el creyente acepta porque de ello depende que alcance la felicidad eterna más allá del valle de lágrimas. El sacerdocio siempre aliado con el poder. En última instancia, y visto desde una perspectiva puramente materialista y moderna, se trata de conformar a los no privilegiados para que acepten la desigualdad social como lógica y conveniente dentro del orden cósmico sancionado por los dioses. Ése es el objetivo final, de las religiones por evolucionadas que sean: conformar a los explotados y mantenerlos sometidos al poder. Si esa gente de sotana viviera simplemente del cuento, como algunos creen, hace tiempo que habría desparecido. Perduran porque se sostienen en la casta dominante y porque las personas necesitamos creer algo que mitigue la muerte."
Alguno podrá objetar que por ejemplo en el caso de la Iglesia católica, apostólica y románica nuestro Papa actual, el argentino Berglolio,  no parece casado con el poder en sus numerosas declaraciones. Pero a mí me da la impresión que no deja de ser un "verso suelto". Un Papa no cambia las antiguas estructuras vaticanas. Mi amigo Justi —del que ya les he hablado alguna vez— me dice que se imagina a la alta curia escuchando —o no— las alocuciones del jesuita argentino en el balcón del vaticano diciéndose para sus adentros " Sí, sí, habla cuanto quieras pero que todo seguirá igual...."
FICHA TÉCNICA
TÍTULO: HISTORIA DEL MUNDO CONTADA PARA ESCÉPTICOS
AUTOR: JUAN ESLAVA GALÁN
GÉNERO: DIVULGACIÓN HISTÓRICA
PÁGINAS: 506
EDICIÓN DE BOLSILLO.
EDITORIAL PLANETA. 2014.  BOOKET.
PRECIO: 9,95
ISBN: 978-84-08-12382-8
SOBRE EL AUTOR
JUAN ESLAVA GALÁN.

El jiennense Juan Eslava Galán

Este ha sido el autor del que más obras he leído. Destaca por su humor, ironía y sarcasmo. Leyéndole se aprende mucho y sin dejar de reír. Cosas buenas las dos y cuando van juntas mejor. De la lectura de sus novelas se deduce que es un gran historiador y que la sabe narrar de una manera muy atractiva y divertida. Coincido con él plenamente cuando dice que leer y escribir no alarga la vida pero la ensancha.
 Nació en Arjona (Jaén) en 1948.  Doctorado con una tesis sobre  Historia medieval y licenciado en filología inglesa por la Universidad de Granada. Profesor de instituto durante más de 30 años.  Premio Planeta en 1987 por su obra "En busca del unicornio".  Premio Ateneo de Sevilla con la obra "El comedido hidalgo en 1991. Premio de novela Fernando Lara con la obra "Señorita" en 1998.  Premio Primavera 2015 por su obra "Misterioso asesinato en casa Cervantes" Autor de otras numerosas novelas "Historia de España contada para escépticos (2010), Una historia de la guerra civil que no va a gustar a nadie (2005), Los años del miedo (2008), El catolicismo explicado a las ovejas (2009), de la alpargata al seiscientos (2010), Homo erectus (2011), La mula (2003) en la que se ha basado una película que por problemas legales todavía no se ha podido estrenar.  50 estampas de la historia de España" en 2013. También es autor de una trilogía de ficción histórica escrita con el seudónimo de Nicholas Wilcox.
También es autor de numerosos ensayos:
- Los castillos de Jaén (Universidad de Jaén, 1999)
- Los templarios y otros enigmas de la historia (Ed. Planeta, 1991)
- Santos y Pecadores (Ed. Planeta, 2002)
Un jardín entre olivos (Ed. RBA, 2004) explica la cultura del olivo y del aceite
- El paraíso disputado (Guías Aguilar, 2003) recorre la Ruta de los Castillos y las Batallas a través de las provincias de Ciudad Real, Jaén y Granada.
Ha escrito numerosos artículos en prensa. Muchos de los cuales han sido recopilados en el libro "Desayunos molineros". De muy interesante lectura.
Más información en www.juaneslavagalan.com

Comentarios

  1. Dudo mucho que la idea de la vida eterna sea el principal sostén ideológico de la religión, no que no sea importante, que lo es, pero, la verdad, el éxito de las religiones debe estar en algo mucho más terrenal e inmediato, que es la impotencia humana (impotencia ante la muerte, pero también impotencia ante la enfermedad, ell dolor, el sufrimiento, la injusticia) y la necesidad de ejercer algún tipo de control en todo aquello que es en sí incontrolable, que se logra gracias al poder mágico de los dioses... después de todo, ni las religiones medioorientales antes del judaísmo ni la grecorromana ofrecían gran consuelo después de morir, e igual eran del todo aceptadas (o exitosas).

    ResponderEliminar
  2. El autor precisamente señala que no solo de gestionar el pase a la vida eterna se mantiene la religión que si solo solo fuera por eso, hacía tiempo hubiera dejado de existir. Su otro sostén y tanto o más fuerte que el anterior es su unión con el poder que tocara en cada momento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es quiera a fuerzas estar en desacuerdo con Eslava Galán, o contigo, pues la dupla poder terrenal/poder religioso en efecto ha servido desde siempre para imponer distintos sistemas de creencias, pero (y creo que es un gran "pero") se me hace algo poco realista pretender que de no ser por el poder la religión o las creencias sobrenaturales en general dejarían de existir, pues la necesidad elemental que las origina sigue ahí, lo incontrolable de la existencia y el deseo de controlarlo a través de magia o poderes suprahumanos va más allá incluso de los sistemas de culto organizados o del estado... supongo que ahora tendré que ponerme a leer el libro 😊

      Eliminar

Publicar un comentario

Tu comentario es muy útil para mí. Tus reflexiones enriquecerán las mías. Y constituyen la esencia de este blog. Muchas gracias.

Entradas populares